jueves, abril 07, 2016

NOTICIA 1586ª DESDE EL BAR: PACO RAMOS TORREJÓN, EL APRENDIZAJE DEL MIEDO (la Cultura no oficial también se mueve en Alcalá de Henares)



DERROTADOS

Ahora,
que aún es demasiado pronto para todo,
Caronte comienza a surcar la Estigia.

Vencidos los aurigas
que embridaban los caballos de la guerra,
absortos en la fatal ceremonia,
rodean la laguna como meros espectadores.
Hechos para la lucha,
la derrota los consagra en el fracaso
y los eleva al infortunio de los no-muertos.

La última tabla del embarcadero
marca el destino de Alfonsina.

Es la Estigia.

Allí,
no podéis acompañarla.


(Paco Ramos, El aprendizaje del miedo, ed. Lápices de luna, 2016.)


 Estamos en el segundo año de celebraciones de aquello que fue llamado Cervantes Infinito y que este año en concreto se centra en el aniversario que recuerda los cuatrocientos años de la muerte de Miguel de Cervantes. Como anoté y analicé el 10 de enero de este año, en la Noticia 1555ª, llegamos aquí con un menosprecio real, auténtico y literal de lectores y autoridades por la lectura, con datos de estadísticas de lectura y políticas culturales en la mano. Alcalá de Henares en concreto, por ser donde nació el autor más conocido de la Historia de España, debería haber preparado estos eventos de una manera precisa y minuciosa. El año pasado, 2015, ya se fue con un poco de agua de borrajas. Este 2016 lleva el mismo camino, ya anticipé alguna cosa en noticias anteriores, pero muy en concreto hice una crítica de las carencias de este panorama a nivel estrictamente local en la Noticia 1581ª, sin meterme en lo que a nivel alta cultura (si es que eso realmente existe) se haga. Fuimos una serie de poetas locales con el apoyo total del Deltoya Rock Bar quienes el 21 de marzo improvisamos y sacamos adelante con éxito, pese al viento y la lluvia, el Día de la Poesía, totalmente ninguneada por la Concejalía de Cultura este año, a pesar de ser el Año de Cervantes (Noticia 1580ª). En lugar de celebrar aquello se preferíó editar una barbaridad de folletos sobre un concurso gastronómico de los bares de Alcalá cuya única conexión con Cervantes era que a un trozo de pan con queso y una anchoa se le pueda llamar con el nombre de cualquier personaje de la obra cervantina. En otras palabras, de los mercados cervantinos que celebraba el Partido Popular donde se venden chorizos y morcillas fritas o asadas, hemos pasado a celebrar a Cervantes con tapas de una presunta "alta cocina" patrocinado por el gobierno del tripartito PSOE-Somos Alcalá-IU. Con la Iglesia hemos topado, amigo Sancho. Bueno, el mercado de las morcillas no desaparecerá del todo, se celebrará en octubre, pero de antemano este abril ponen un anticipo en la plaza de toros, donde además van a celebrar corridas de toros en honor a Cervantes. Una plaza de toros llamada La Estudiante, según el dueño en conmemoración a los estudiantes universitarios alcalaínos de los siglos XVI-XIX... olvidando, probablemente ignorando, que la Universidad de esos siglos era contraria a las corridas de toros y que incluso entró en conflicto por esta causa con el concejo y ayuntamiento de la ciudad, lo que explica la fisonomía actual de algunos altos de las casas de la Plaza de Cervantes. Y es que cuando se habla de Cultura en las épocas actuales parece que todos tienen opinión, pero conocimiento... bueno, comamos unas morcillas.

A fecha 7 de abril que escribo esto poco se ha hecho en Alcalá en las celebraciones de Cervantes, aunque algo se ha hecho, sobre todo por parte de la Universidad de Alcalá. Alguna exposición, alguna conferencia, pero en general poco. El pasado 31 de marzo comenzó el pistoletazo de salida del conjunto del grueso de las cosas que planea el ayuntamiento para esas conmemoraciones. Más exposiciones, más conferencias, que si ponemos un mercado de la aljama en la Calle Mayor (que los comerciantes de esas calle saquen sus mercancias a pie de calle), un concurso de microrrelatos para mandarlos por Twitter (140 carácteres para conmemorar al autor de El Quijote, que no se escribió precisamente intentando simplificar y abreviar), obras de teatro que ya están programadas dentro de los programas de teatro habituales de nuestros teatros, y bueno, la suma de la actividad habitual y normal de diversas instituciones y locales que ya de por sí hacen esas actividades con o sin Año de Cervantes, como por ejemplo las representaciones teatrales en el Tren de Cervantes, que este año, una vez más, se han mencionado en los informativos de Telemadrid y aparecido en la portada del periódico Quijotes, y del que me siento bien y contento de decir que mi hermano actúa de Cervantes en ese tren, lo hace bien. Todo esto, al menos en cuanto al mes de abril, está dentro de lo que todos los años se ha llamado Festival de la Palabra, se puede ver el programa completo (que contiene cosas interesantes, no lo voy a negar), por aquí. Ese festival nació a comienzos de los 2000 en la Facultad de Filosofía y Letras, de la mano del catedrático cervantista y poeta Emilio Sola entre otros, yo también, el cual se celebraba entre el Día de la Poesía y el día del patrón de la facultad y que en determinado momento saltó a ser algo conjunto con el ayuntamiento de la ciudad, por lo que pasó a ser una celebración de Alcalá de Henares, aspirando a ser la Ciudad de las Letras, y que se fijó en (y a lo largo de) abril para hacerlo coincidir con el aniversario de la muerte de Cervantes (22 de abril) y con la entrega del Premio Cervantes, considerado el equivalente al Premio Nobel de la Literatura de habla hispana (sobre todo castellana, estaría por decir).

A mí de todo ese programa me llama mucho y muy poderosamente la atención que no figuren dos de los sitios que desde su comienzo han apostado pura, total y entregadamente a las actividades culturales con innumerables recitales de poesía, conferencias, teatro, conciertos y demás. Son dos bares: El Laboratorio y el Deltoya Rock Bar. No aparecen, no han sido llamados a aparecer, y no precisamente porque hayan parado su actividad cultural, que son prácticamente los únicos que a lo largo del tiempo, con o sin celebrar nada, mantienen ese panorama en la ciudad. Ambos bares este mes, como cada mes, mantienen esas actividades. Sin embargo, aunque el programa hace bien en poner otros lugares que mantienen actividades a lo alrgo del año, como Librería Diógenes o la Librería de Javier, aparecen otros lugares que ni por asomo hacen algo el resto del año en este sentido, o que nacieron ayer, por así decir, y no tienen mérito alguno aún para figurar como figuran en los anuncios de la Cultura de la ciudad, como por ejemplo el Hostal Complutum. No tengo nada contra ese hostal, este fin de semana pasado acudí a sus actividades, y hoy por la noche quizá vaya a ver su recital de poetas por este festival de la palabra tan anunciado por las instituciones, sin embargo no me parece bien que se le dé tanto bombo (no digo que no se le dé, cuidado, no digo eso) y a la vez se mantenga en el silencio absoluto a dos de los sitios que sí, y repito: SÍ, se han esforzado en mantener una oferta cultural poética y de conferencias en sus locales. Alguien ha hecho mal los deberes, no sabría decir si a sabiendas o no. Pero el ayuntamiento creo que debiera haber estado más atento y conocer mejor la ciudad que gestiona para un evento como este. Como sea, por otro lado, eso coloca a estos lugares como lugares no oficiales de Cultura, y, lo reconozco, eso hace que me caigan aún más simpáticos, porque eso les otorga más un don de ser más auténticos, más íntegros y más libres, si bien reconozco que debieran haber figurado en ese programa editado con actividades culturales literarias de 92 páginas en papel.

En fin, mientras ayer el Corral de Comedias dentro de ese programa oficial celebraba el tercer y último de los encuentros poéticos que desde hace unos años convoca el poeta Francisco José Martínez Morán, esta vez dedicado a una conmemoración a Shakeaspeare y Cervantes a la vez (yo estuve y me gustó cómo lo hicieron), el Deltoya y El Laboratorio siguen con su actividad que no recogen los folletos editados por el ayuntamiento pero que existe y que es constante todo el año sea el año que sea. Así por ejemplo, el Deltoya prepara para el próximo 13 de abril un recital de varios poetas y poetisas complutenses para recaudar fondos con la idea de ayudar en comidas o medicamentos, o lo que sea útil, a los refugiados que se agolpan internados en las fronteras del Este europeo necesitados de ayuda humanitaria y con sus derechos humanos ninguneados. En cuanto a El Laboratorio, este sábado 9 de abril, celebrará la presentación del libro de poemas El aprendizaje del miedo, escrito por el poeta gaditano Paco Ramos Torrejón. Eso por no citar todo lo que llevan hecho ya y lo que está por hacerse, como por ejemplo la presentación de una antología poética que Sofia Winter y yo hemos preparado con poetas alcalaínos y poetas relacionados con Alcalá, eso será el 30 de abril y ya lo anunciaremos debidamente.

Paco Ramos Torrejón es autor del poema que abre esta entrada, "Derrotados". Se trata de un poema donde los que tienen una esperanza (los guerreros) no les importa avanzar hacia sus sueños (sus batallas) aunque eso implique su autodestrucción (su muerte) a la que acceden voluntariamente (montan por su pie en la barca de Caronte, que pasaba a los muertos al Hades pasando el lago Estigia), y como muestra de esos derrotados, que en realidad son triunfadores al haber luchado por sus sueños, lo enlaza muy acertadamente con la historia de la muerte de Alfonsina Storni (1892-1938), una poetisa argentina nacida en Suiza, modernista, muy libre como mujer, y que decidió arrojarse al mar (al Río de la Plata al paso por Buenos Aires, creo) cuando la diagnosticaron un cáncer que podría haber curado con las nuevas técnicas médicas, pero que prefirió no someterse a los efectos tan dañinos y destructivos del procedimiento médico que se le proponía. Ella consideró, como le dijo a su amante, el poeta Horacio Quiroga, y a su hijo que tuvo con su marido, que el suicidio era algo que se podía elegir libremente y sin dramatismo, como una opción más de la vida. Por cierto que es muy recomendable la canción que Mercedes Sosa le compuso por aquella muerte, donde Alfonsina descansaba entre caracolas y pulpos, muy bello y delicado.

Paco Ramos Torrejón viene desde Cádiz a Alcalá de Henares para presentar su nuevo libro de poemas ese día 9 de abril, como digo, previa presentación el día 8 en Madrid capital. No deja de ser significativo que de las dos paradas que hará en la Comunidad Madrid una sea en nuestra ciudad. A mí me parece destacable. Esto ha sido posible gracias a la poetisa y fotógrafa Sofía Winter y al poeta Enrique Sabaté. En palabras de nota de prensa de Sofia Winter:

"El 9 de abril de 2016 en nuestra ciudad Alcalá de Henares tendrá lugar la presentación del libro del poeta gaditano Paco Ramos Torrejón, El aprendizaje del miedo. Es uno de los poetas contemporáneos más brillantes que al escribir cuida el significado más puro de la palabra. Esa palabra que se sintetiza con el sentimiento de la manera más transparente y exacta. El aprendizaje del miedo es un libro de superación del dolor, de las pérdidas a las que en algún momento todos nos vemos expuestos. Siguiendo la trayectoria de los poemas comprendemos o intuimos la fragilidad y la belleza del instante en el que habitamos. Aprendemos a convivir con el miedo como algo natural y que 'no requiere aprendizaje'.
'El evento se realizará en el bar-cafetería El Laboratorio, que se encuentra en El Paseo de los Curas, 29 en Alcalá de Henares a las 18:00 horas. Estais todos invitados."
 
Y con esto, queda dicho. Saludos y que la cerveza os acompañe.
 


 NOTA IMPORTANTE: hoy mismo que he publicado el evento, unas horas después, escribo a las 15:36 h., me anuncian que no se puede celebrar el evento de Paco Ramos Torrejón por sucesos graves. La nueva nota de prensa de Sofia Winter al respecto es: "Lamento muchísimo comunicaros que el evento "El aprendizaje del miedo" queda anulado por razones imprevistas e irreversibles. El autor Paco Ramos Torrejón lamentablemente no podrá asistir. Os pedimos perdón a todos y agradecemos a las personas implicadas en la presentación.
'Por otro lado, hemos hablado con Zia Mei, la dueña del café "laboratorio" y os ofrecemos este mismo día 9-04-16 el micrófono libre a las 17:00 horas. De modo que si, a pesar de los cambios de planes, tenéis ganas de venir y escuchar o leer poesía, estáis bienvenidos. Pasaremos una tarde bonita.
Un abrazo a todos, queridos invitados y participantes."